Bryane Heaberlin, una portera con un gran corazón

El 12 de enero de 2010 un potente terremoto azotó Haití, dejando incontables pérdidas humanas y materiales. Meses después, en marzo, el Premundial Sub 17 se llevó a cabo, donde varias jugadoras haitianas habían perdido a sus padres y  sus hogares.

Jugaron, entre otros rivales, ante Estados Unidos, perdiendo 9-0 y dejando una imagen que estremeció no solo al mundo deportivo, cuando Alexandra Coby, arquera de Haití, cayó al suelo desconsolada por la derrota y la devastación que el terremoto había traído consigo. Las jugadoras de la selección estadounidense corrieron a abrazarla y reconfortarla, en una excelente muestra de deportivismo.

Pero Bryane Heaberlin, portera de la escuadra de las barras y las estrellas decidió ir más lejos, creando una fundación que lleva su nombre, la cual, mediante donaciones, consiguió que la selección haitiana viajara a Orlando, Florida a participar en Disney Cup International Youth Tournament en ese mismo año. Además, buscan por varios medios, que algunas de las jugadoras se conviertan en estudiantes – atletas de universidades estadounidenses. También mandaron varios paquetes con ropa, artículos deportivos y académicos para las jugadoras.

 Esto es una muestra más de que el futbol es más que un deporte, pues podemos decir que es una herramienta que genera solidaridad, respeto y unión entre sus practicantes y amantes.

Les dejamos un video de la historia:

Foto| Vía| ESPN